Soldadura con cuña caliente

Líder en tecnología del termosellado…

La soldadura rotativa con cuña caliente es un proceso utilizado para unir tejidos y láminas termoplásticos e industriales gracias a una velocidad y una presión de calentamiento exactas.

En el caso de la soldadura con cuña caliente, se coloca con precisión una cuña caliente en el punto de sellado, a buena temperatura. Se tira después el tejido o la lámina a través de la cuña caliente. La temperatura de la cuña es muy controlada y puede alcanzar entre 400ºC y 490ºC para una soldadura perfecta.

¿Necesito una cuña caliente para mis aplicaciones?

Para garantizar a los clientes el mejor sistema de calor para su aplicación, lo mejor es hablar directamente con un experto de Miller Weldmaster. Aunque ambos sistemas (aire caliente y cuña caliente) funcionan para numerosas aplicaciones, uno puede resultar más adecuado que el otro en algunos casos.

Algunas aplicaciones que necesitan una soldadura con cuña caliente:

  • El producto que se fabrica está compuesto de una lámina.
  • Se necesita un entorno de trabajo tranquilo.
  • El producto que se fabrica está compuesto de un tejido muy grueso.
Contáctenos